Síguenos en:

NNZ lanza el Flow-Fresh, el envase que permite una mayor conservación de los alimentos

NNZ, empresa distribuidora de embalajes para el sector de la alimentación presenta el Flow-Fresh, un film que combina malla con BOPP (film) y que supone una gran innovación en el sector del embalaje.

La principal característica de este tipo de packaging es que se consigue evitar cualquier tipo de condensación en el envase. 

En un mercado cada vez más exigente, la seguridad en alimentación es primordial para el consumidor. En muchas ocasiones, la calidad del material con el que está envasado un producto es determinante para satisfacer las exigencias del cliente.

Apoyado en un estudio de mercado (mayo 2008) realizado con fresones por el instituto BAV para el aseguramiento de higiene y calidad GmbH, el Flow-Fresh resulta el envase óptimo para la conservación del producto en niveles muy superiores al resto de envases, además de destacar por su atractivo diseño.

El análisis fue realizado con fresones almacenados en cuatro variedades de envase y después de cuatro días de almacenamiento y su transporte al norte de Europa, el 90% de la fruta envasada en Flow-Fresh continuaba presentándose perfectamente apta para su consumo. El resto de frutas almacenadas en Film BOOP (el más empleado en la actualidad), estaban enmohecidas, no siendo el producto apto para su comercialización y consumo.

De este informe se desprende que algunos factores como la temperatura, el nivel de oxígeno en el entorno o el grado de humedad son fundamentales para la conservación de los alimentos. La humedad, combinada con una determinada temperatura ambiente, se convierte en la base ideal para el desarrollo de gérmenes y hongos, contribuyendo a la aparición de moho.

Recomienda este articulo     
   .noticias del mismo dia:
   .sponsor:
   Aviso Legal :: Contacto © gotobyte 2006